Lindoooooos!

lunes, 10 de octubre de 2011

Domingo

Despertarse al lado de la persona que amas un buen domingo, no tiene precio. Despertarse porque él no puede dejar de abrazarte y de darte besos es lo más bonito que puede existir y más si cuando te tienes que ir, no te deja ir y te abraza fuerte a la vez que te dice: quédate un ratito más...





No hay comentarios: